Anuncia

Escuchar para ser. Contemplación y relaciones interpersonales. Franz Jalics.

Comparte

Franz Jalics es uno de los maestros espirituales más influyentes de los últimos decenios. 1927-2021.

Franz Jalics (1927-2021), sacerdote jesuita de origen húngaro, profesor de teología en Chile y Argentina, sufrió el secuestro por los “escuadrones de la muerte” mientras realizaba labores sociales en los barrios pobres de Argentina. Liberado, en 1978 se trasladó a Alemania, donde se convirtió en un referente fundamental en el ámbito de la oración y la meditación cristiana.

La redención de las sombras. El legado espiritual de Franz Jalics – Pablo d’Ors

Los maestros nunca se marchan; nos dejan lo más hermoso y necesario: un camino.

Pablo d´Ors.

Libros destacados

Escuchar para ser

«Mientras queráis imponer a otros vuestras convicciones –engreídos por lo que sabéis–, nadie os escuchará, aunque lo que tengáis que decir sea lo más valioso que posee la humanidad». 

Con esta advertencia, Franz Jalics apunta al problema básico de la acción pastoral: sin disposición al diálogo no es posible la transmisión de la fe. Esto significa que es la escucha desinteresada, así como el respeto y la apertura al otro, lo que permite a las personas ganar claridad sobre sí mismas y sobre su mundo interior. 

He aquí unas cuantas páginas vibrantes sobre las reglas básicas de la escucha, del diálogo y de la vida grupal, así como un sinfín de ejemplos y anécdotas que conforman una espléndida guía práctica para un diálogo fecundo sobre la vida espiritual.

Franz Jalics (1927-2021) está considerado uno de los maestros espirituales más influyentes de los últimos decenios. Fue miembro de la Compañía de Jesús.

Primeras páginasFicha de prensa

ISBN: 978-84-301-2097-0 – Páginas: 208 – Formato: Rústica, 13,5 x 21 cm. – Fecha de edición: septiembre 2021. – Edición: 1ª – Ediciones Sígueme

Ejercicios de contemplación. Introducción a la vida contemplativa y a la invocación de Jesús.

Los seres humanos buscan un contacto simple, espontáneo y directo con Dios. 

Esta sencillez constituye una necesidad básica del hombre moderno frente al mundo tecnificado, complejo y vertiginoso en que habita. A ese camino, caracterizado por el contacto directo con Dios, se le denomina contemplación.

Tras atesorar una amplia experiencia como maestro de oración y director de Ejercicios espirituales, Franz Jalics ofrece en esta obra un manual práctico para quienes deseen emprender por sí mismos el camino contemplativo. 

A lo largo de estas páginas también se enseña a practicar la invocación de Jesús que la tradición ha denominado oración del corazón.

Franz Jalics (Budapest 1927) ha sido profesor de teología dogmática y fundamental en Argentina. Desde 1963 se ha dedicado a dirigir Ejercicios espirituales, tanto en América como en Europa.

Primeras páginasRecensiones

ISBN: 978-84-301-1330-9 – Páginas: 320 – Formato: Rústica, 13,5 x 21 cm – Fecha de edición: febrero 2021. – Edición: 5ª – Primera edición: junio 1998 – Ediciones Sígueme.

Dios es simple y el camino que Jesucristo muestra hacia su Padre es un camino sumamente SIMPLE. No siempre es un sendero fácil, pero sí un camino sencillo y poco complicado. Consiste justamente en la modesta, humilde y constante ORIENTACIÓN HACIA DIOS.

Ejercicios de contemplación, p.9.

Una persona contemplativa generalmente es más activa y efectiva que una no contemplativa, porque lleva las mismas actividades y responsabilidades con mucho más sosiego y facilidad. La cansan mucho menos.

Ejercicios de contemplación, p.14.

Más frases del libro ‘Ejercicios de contemplación’. Franz Jalics

Renueve como siempre el propósito de ofrendar su tiempo a Dios y comience la meditación centrando su atención brevemente en las diversas partes de su cuerpo.

Así como ha venido diciendo el nombre de María, pase ahora al nombre de Jesucristo.. Es recomendable permanecer siempre en el nombre de Jesucristo.

Al llegar a la percepción después de los pasos recomendados, diga cada vez que expire «Jesús» hacia el interior de sus manos, dándole resonancia interior, y cada vez que inspira diga «Cristo».

Diríjase con él a Jesucristo mismo. Verá que su nombre y su persona se transforman en una sola cosa.

No deberá ser un llamado de auxilio ni una petición, sino un contacto amoroso y atento. Vuélvase con veneración al Cristo presente. Todo está fundado en él. Todo perdura en él. Él se hace presente en usted. Él está presente en el fondo más recóndito de su alma, en su conciencia. Vive en la vigilia de su atención. Por eso basta que preste atención a lo que está presente, pues también estará prestando atención a Él.

Francisco Jálics SJ – Su vida/His life

Un manual para escuchar y para ser

La Facultad de Teología de la UPCo presenta el libro “Escuchar para ser” de Franz Jalics

Presentación del libro de Franz Jalics: Escuchar para ser

El lunes 14 de febrero de 2022, con ocasión de la presentación del libro de Franz Jalics, Escuchar para ser (edición a cargo de Pablo d’Ors), se celebró una mesa redonda en la que participaron, además del editor del libro, Pablo d’Ors, los profesores de la Facultad de teología Pedro Fernández Castelao (Teología dogmática y fundamental)  y Víctor Herrero de Miguel (Sagrada Escritura).

Franz Jalics (1927-2021), sacerdote jesuita de origen húngaro, profesor de teología en Chile y Argentina, sufrió el secuestro por los “escuadrones de la muerte” mientras realizaba labores sociales en los barrios pobres de Argentina. Liberado, en 1978 se trasladó a Alemania, donde se convirtió en un referente fundamental en el ámbito de la oración y la meditación cristiana. Su enseñanza, especialmente la recogida en el libro que se presenta, será el objeto del diálogo en la mesa redonda. Un diálogo en el que se abordará la relación entre la experiencia espiritual, la tradición bíblica, y la reflexión teológica.

 icon vid2   VER PRESENTACIÓN COMPLETA – https://tv.comillas.edu/

La Facultad de Teología ha presentado el libro Escuchar para ser escrito por el sacerdote Franz Jalics. El jesuita de origen húngaro, que falleció hace un año, fue profesor de teología en Chile y en Argentina. Fue secuestrado por los escuadrones de la muerte durante la dictadura argentina y, ya liberado en 1978, se trasladó a Alemania. Con su trabajo se convirtió en un referente de la oración y la meditación cristianas. Sus obras, abiertas a todos, resultan especialmente interesantes para las personas y profesionales dedicados al acompañamiento y, de forma más concreta, al acompañamiento espiritual.

La introducción sobre la vida de Jalics y la presentación de los ponentes corrió a cargo de Francisco Ramírez Fueyo, SJ, decano de la Facultad de Teología. El primero de los participantes, Eduardo Ayuso, director editorial de Ediciones Sígueme, destacó del autor la capacidad que tuvo para indagar en su interior tras una experiencia íntima de conversión que se produjo en circunstancias muy difíciles. Escuchar para ser constituye para todos los integrantes de la mesa un manual de escucha de referencia por varios aspectos, entre los que destacan la presencia de humanidad y la paradoja de sencillez y de profundidad que el libro contiene. “Está lleno de Biblia con muy pocas citas bíblicas. Este libro está lleno de bondad y de belleza” apuntó Victor Herrero, profesor de la Facultad de Teología.

Pedro Fernández Castelao, también profesor de la Facultad de Teología, desgranó el libro desde su tono, su forma y su figura e hizo hincapié en los contenidos teológicos subyacentes que se muestran en él. Para Fernández Castelao la clave del libro de Jalics está en que “no es posible hablar de Dios de cualquier manera y en cualquier circunstancia. El modo y la forma son, al menos, tan importantes como el contenido. Y esto de tal manera, que si no se trabaja en un terreno propicio y horizontal en el que sean posibles la escucha profunda, el diálogo sereno, la acogida incondicional y el sosiego espiritual, es preferible dejar el anuncio explícito para mejor ocasión”.

El acto de presentación de este libro fue también un homenaje al jesuita, con palabras como las de Pablo D’Ors, editor de Escuchar para ser, sacerdote y escritor. Pablo es autor de la conocida Trilogía del Silencio y discípulo de Jalics. El escritor narró su encuentro con él y los aspectos de su personalidad que más le marcaron. Para finalizar, resaltó el que para él es el principal mensaje del autor en Escuchar para ser. “Lo único que necesitamos realmente es de alguien que de verdad nos escuche y crea en nosotros. Podemos amar cuando nos sentimos amados. Podemos empezar a ser cuando alguien se pone ante nosotros y sencillamente es. Este homenaje de hoy es para un hombre que realmente ha sido y que, por eso, todavía es. El ser no se acaba. Jalics está vivo”.

Fuente: comillas.edu

Pablo d’Ors: «Franz Jalics fue el mejor maestro que he conocido»

El autor de Biografía de la luz profundiza en el legado espiritual del jesuita húngaro fallecido hace un año en Budapest.

«Me llamo Pablo d’Ors y soy discípulo de Franz Jalics», así comenzó el escritor madrileño su intervención este lunes en el acto de homenaje al jesuita húngaro organizado en la Universidad Pontificia Comillas.

«Quien encuentra un gran maestro también encuentra un gran tesoro. Yo, desde que le conocí, me siento un discípulo no solamente suyo, sino de todo y de todos, con una actitud cada vez más abierta y receptiva», subrayó.

D’Ors conoció a Franz Jalics, el autor de Ejercicios de contemplación –el manual de aprendizaje de oración contemplativa seguido por miles de personas en todo el mundo–, en noviembre de 2013 en Alemania. «La primera vez que me lo encontré pensé: “¿Para ver a este viejecito he viajado yo 3.000 kilómetros?”», reconoció el escritor. Después, durante doce días, compartió con Jalics varias conversaciones y profundizó en su método de oración, lo que impulsó a D’Ors a fundar el año siguiente la asociación Amigos del Desierto.

Jalics, que murió hace exactamente un año, desarrolla en su obra una forma de entablar un contacto simple, espontáneo y directo con Dios, a través de la oración contemplativa y la invocación del nombre de Jesús. «Tenía una gran fuerza de irradiación, que se notaba incluso cuando simplemente entraba en silencio en la sala», recordó Pablo d’Ors.

«Su secreto –según el escritor madrileño– es que encarnaba el hecho de que el trabajo espiritual no consiste en hacer, sino en ser». Para ello, «su camino fue escuchar, a Dios y a los demás», lo cual volcó en su libro Escuchar para ser: «no hay otro manual de acompañamiento comparable a este, porque Franz Jalics es el mejor maestro de escucha que he conocido», dijo asimismo.

Según el escritor madrileño, Escuchar para ser muestra que «lo único que necesitamos realmente es alguien que nos escuche y crea en nosotros. Esa es la fuerza de la autonomía personal. Podemos empezar a amar cuando somos amados».

Por eso, tanto escuchar a Dios en la contemplación como al prójimo en el acompañamiento a los demás «llevaron a Jalics al mismo punto: la luz. Yo vi su luz: tuve esa suerte y esa responsabilidad. En él comprobé que el silencio lleva a la luz».

«Su misión fue llevar almas a Dios»

Para el jesuita húngaro «lo que condiciona la evangelización no es meramente el contenido, sino la persona que tenemos delante y a quien queremos anunciar ese contenido», dijo D’Ors.

Por este motivo, «no solo era un maestro, sino un gran pastor. Su gran misión fue llevar almas a Dios. Ese fue el sentido de su vida. Él sabía que todos buscamos a Dios, de un modo o de otro, aunque mucha gente no lo exprese así».

Para Pablo d’Ors, «está claro que la propuesta de la Iglesia hoy no está funcionando. Hay algo que no estamos haciendo bien». La alternativa es «ofrecer un camino muy sencillo y directo para encontrar a Dios, como propuso Jalics, porque lo que nos ha alejado de Él es la complejidad».

¿Quién fue Franz Jalics?

Al acabar la guerra entró en la Compañía de Jesús, que le destinó en los años 70 a Argentina. En 1976 trabajaba junto a otro compañero en una villa miseria en las afueras de Buenos Aires cuando uno de los llamados escuadrones de la muerte a órdenes de la dictadura los secuestró. Pasaron cinco meses bajo tortura y bajo la constante amenaza de la muerte, una situación que Jalics atravesó solo con la invocación del nombre de Jesús.
Nacido en 1927, Franz Jalics era todavía un jovencito cuando vivió en primera persona el bombardeo de Nuremberg, durante la Segunda Guerra Mundial. Rodeado de escombros, y bajo el ruido atronador de las explosiones, experimentó de repente una profunda paz y abandono procedentes de Dios, una vivencia que buscó y que ayudó a encontrar a muchos a lo largo de su vida.
Tras ser liberado, dedicó su vida a estudiar y a profundizar en la oración contemplativa. En 1984 fundó una casa de retiros en Baviera, que atrajo a discípulos de todo el mundo para aprender su método. Murió el 13 de febrero de 2021 en una residencia para jesuitas mayores en Budapest.

Fuente: alfayomega.es – Juan Luis Vázquez Díaz-Mayordomo -15 de Febrero de 2022

Franz Jalics SJ, biografía de una luz y un camino

“La esencia de la experiencia de Jalics, es su convicción de que muchas personas ‘saben’ que Dios existe pero no tienen una experiencia de Dios”.

Sergio Padilla Moreno

Habrá sido una simple coincidencia o un hecho providencial, pero justo el pasado 13 de febrero, uno de los días en que el P. Pablo d´Ors hacía la presentación de su nuevo libro Biografía de la luz, murió quien fuera uno de sus más importantes maestros espirituales: el P. Franz Jalics, SJ (1927-2020). Cuando el P. d´Ors habla de Jalics siempre comenta que quedó hondamente impresionado al leer su libro Ejercicios de contemplación, pero que la impresión fue mucho más profunda cuando le conoció personalmente en 2013:

“Nadie me ha producido nunca una impresión tan fuerte. Aquel hombre irradiaba -ese es el verbo- una gran fuerza y bondad.”

Experiencias que dejan huella

El propio Pablo d´Ors habla de tres experiencias fundantes en la vida de Jalics y que, sin duda, fueron el modo como el Espíritu condujo al jesuita húngaro a encarnar el evangelio en lo más hondo de su alma y cuerpo. La primera fue en 1945 Nuremberg, al final de la Segunda Guerra Mundial, pues durante un bombardeo a la ciudad sintió mucho miedo de morir, pero de un momento a otro sintió una profunda paz; más adelante dirá: “Lo que vi allí cambió mi vida por completo porque me di cuenta de que la vida tiene un significado más profundo que es independiente incluso de la muerte.” Meses más tarde entraría en el noviciado de la Compañía de Jesús.

La segunda experiencia se dio cuando su familia regresó a su casa en las afueras de Budapest, pero que encontraron completamente saqueada. La reacción de la mamá de Jalics fue invitar a sus hijos a que rezaran por las personas que la habían dejado así, con el fin de que no anide en su corazón el rencor. Gracias a su madre, dice Jalics, “aprendí lo que es la reconciliación.”

La tercera experiencia fundante para Jalics se dio en 1976 en Argentina, país al que había sido destinado años antes ya como sacerdote jesuita, pues fue secuestrado varios meses por los escuadrones de la muerte, tiempo de total incertidumbre, oscuridad y miedo, pero que enfrentó agarrándose al nombre de Jesús y desarrollando lo que sería la base de su experiencia meditativa y contemplativa.

Años más tarde Jalics compartió: “En el confinamiento, no fue el sufrimiento físico la mayor tribulación, sino el proceso espiritual que me llevó a poner en su lugar algunos de los eventos del pasado. El silencio de la meditación condujo luego a una profunda limpieza, cuyos frutos he estado usando en mis ejercicios espirituales desde entonces”.

Cuando no se experimenta la cercanía de Dios

La esencia de la experiencia de Jalics, en opinión de Esteban Azumendi, es su convicción de que muchas personas “saben” que Dios existe, que “Dios está acá”, que “Dios los ama”. Sin embargo, este conocimiento se encuentra alejado de la experiencia: “Dios está, pero no lo percibo”; Jalics ha ayudado a muchos a descubrirlo, por lo que el mejor epitafio a la vida de Jalics lo escribió Pablo d´Ors: “Los maestros nunca se marchan; nos dejan lo más hermoso y necesario: un camino.”

Sergio Padilla Moreno, autor de esta nota, es académico del ITESO, Universidad Jesuita de Guadalajara – padilla@iteso.mx

Fuente: arquimediosgdl.org.mx

 987 visualizaciones totales,  5 visto hoy

Comparte
SHARE
ENTRADAS RELACIONADAS
Catholic-Link: cumple 10 años. Masterclass gratuita sobre «evangelización digital».
San José, en la esfera de Jesús y María, nos acompaña y protege. 19 marzo.
Pascua de Juan de Dios Martín Velasco, santo, sabio, maestro y profeta.

Deja tu comentario

*