Oraciones Papa Francisco

El Papa Francisco lanza el Año de la Oración en preparación del Jubileo 2025.

Comparte

Portada. El Papa Francisco inauguró el Año de la Oración 2024. Ángelus (21/01/2024).

Un tiempo de gracia hasta el inicio del Año Santo 2025.

Francisco inaugura el “Año de la Oración” para preparar el Jubileo de 2025. Después del rezo del Ángelus, y ante una plaza de San Pedro repleta de peregrinos, el papa anunció el comienzo del “Año de la Oración” para preparar Jubileo de 2025.

FRANCISCO
Los próximos meses nos conducirán a la apertura de la Puerta Santa, con la que iniciaremos el Jubileo. Os pido que intensifiquéis vuestra oración para prepararnos a vivir bien este acontecimiento de gracia y experimentar la fuerza de la esperanza de Dios. Por eso, comenzamos hoy el “Año de la Oración”, es decir, un año dedicado a redescubrir el gran valor y la absoluta necesidad de la oración.

Con este año, el papa invita a las diócesis a promover la oración, tanto individual como comunitaria, a través de, por ejemplo, peregrinaciones.

Por otro lado, Francisco también expresó su preocupación por la situación en Haití, donde la violencia sigue en aumento debido a los conflictos entre bandas armadas.

FRANCISCO
He conocido con dolor la noticia del secuestro en Haití de un grupo de personas, entre ellas, seis religiosas. Al pedir de corazón por su liberación, rezo por la concordia social en el país e invito a todos a poner fin a la violencia, que tanto sufrimiento causa a esa querida población.

Esto sucedió el pasado 19 de enero, cuando un grupo de hombres armados secuestró un autobús en el que viajaban seis monjas de la Congregación de las Hermanas de Santa Ana, junto a otros pasajeros. Se dirigían a la universidad de la capital, en Puerto Príncipe.

Fuente: romereports.com – CA

El Papa Francisco lanza el Año de la Oración en preparación del Jubileo

Para vivir el «tiempo de gracia» hasta la apertura de la Puerta Santa, el Pontífice en el Ángelus pide a los fieles «intensificar» la oración. Inicia así este año especial en el que todas las diócesis están invitadas a proponer peregrinaciones, itinerarios o momentos de oración individual o comunitaria con los obispos y los fieles. El Dicasterio para la Evangelización publicará una serie de «Apuntes sobre la oración» para la ocasión.

El Papa Francisco inaugura el Año de la Oración, «un año dedicado a redescubrir el gran valor y la absoluta necesidad de la oración».

La oración en la vida personal, en la vida de la Iglesia, la oración en el mundo

Vivir un tiempo de gracia

El anuncio del Pontífice se produjo al final del Ángelus de este domingo 21 de enero de 2024, V Domingo de la Palabra de Dios. Tras la catequesis, el Papa recordó a los 20.000 fieles presentes en la Plaza de San Pedro que «los próximos meses nos conducirán a la apertura de la Puerta Santa con la que iniciaremos el Jubileo.

Les pido que intensifiquen la oración para vivir este tiempo de gracia

Iniciativas en las diócesis del mundo

Para ello, el Papa Francisco da comienzo a este año especial -que sigue al dedicado a la reflexión sobre los documentos y al estudio de los frutos del Concilio Vaticano II– durante el cual se trabajará en las diócesis de todo el mundo para redescubrir la centralidad de la oración.

En preparación del Año Santo 2025, se invita a las diócesis a promover momentos de oración individual y comunitaria. Se proponen «peregrinaciones de oración» hacia el Jubileo o itinerarios de escuelas de oración con etapas mensuales o semanales, presididas por los obispos, en las que implicar a todo el Pueblo de Dios.

Una serie de «Notas» del Dicasterio para la Evangelización

Para vivir plenamente este año, el Dicasterio para la Evangelización publicará una serie de «Apuntes sobre la oración», para volver a poner en el centro la relación profunda con el Señor, a través de las múltiples formas de oración contempladas en la rica tradición católica.

Fuente: vaticannews.va

Papa Francisco. Después del Ángelus (21/01/2024)

¡Queridos hermanos y hermanas!

Los próximos meses nos conducirán a la apertura de la Puerta Santa, con la que comenzaremos el Jubileo. Les pido que intensifiquen la oración para prepararnos a vivir bien este acontecimiento de gracia y experimentar la fuerza de la esperanza de Dios. Por eso comenzamos hoy el Año de la oración, un año dedicado a redescubrir el gran valor y la absoluta necesidad de la oración en la vida personal, en la vida de la Iglesia y en el mundo. Nos ayudarán también los subsidios que el Dicasterio para la Evangelización pondrá a nuestra disposición.

CARTA DEL SANTO PADRE FRANCISCO A S.E. MONS. RINO FISICHELLA PARA EL JUBILEO 2025 (11/02/2022)

En este tiempo de preparación, me alegra pensar que el año 2024, que precede al acontecimiento del Jubileo, pueda dedicarse a una gran “sinfonía” de oración; ante todo, para recuperar el deseo de estar en la presencia del Señor, de escucharlo y adorarlo. Oración, para agradecer a Dios los múltiples dones de su amor por nosotros y alabar su obra en la creación, que nos compromete a respetarla y a actuar de forma concreta y responsable para salvaguardarla. Oración como voz “de un solo corazón y una sola alma” (cf. Hch 4,32) que se traduce en ser solidarios y en compartir el pan de cada día. Oración que permite a cada hombre y mujer de este mundo dirigirse al único Dios, para expresarle lo que tienen en el secreto del corazón. Oración como vía maestra hacia la santidad, que nos lleva a vivir la contemplación en la acción. En definitiva, un año intenso de oración, en el que los corazones se puedan abrir para recibir la abundancia de la gracia, haciendo del “Padre Nuestro”, la oración que Jesús nos enseñó, el programa de vida de cada uno de sus discípulos.

2024 – Año de la Oración.

Tras el año dedicado a la reflexión sobre los documentos y al estudio de los frutos del Concilio Vaticano II, el 2024 será el Año de la Oración, siguiendo la propuesta del Papa Francisco. En el marco de la preparación del Jubileo, se invita a las diócesis a promover la centralidad en la oración individual y comunitaria. Para ello, se podrían proponer “peregrinaciones de oración” hacia el Año Santo, caminos de escuela de oración con etapas mensuales o semanales, presididas por los Obispos, en las que se implica a todo el Pueblo de Dios. Además, para vivir mejor este año, el Dicasterio para la Evangelización publicará una serie de “Apuntes sobre la oración”, para volver a poner en el centro la relación profunda con el Señor, a través de las múltiples formas de oración contempladas en la rica tradición católica.

“Apuntes sobre la oración”

1. ORAR HOY, “UN DESAFÍO A SUPERAR”. Prefacio Papa Francisco, por Angelo Comastri

2. ORAR CON LOS SALMOS, por Gianfranco Ravasi

 3. LA ORACIÓN DE JESÚS, de Juan López Vergara

 4. EL VIAJE EN DIOS. SANTOS Y PECADORES EN ORACIÓN, de Paul Brendan Murray

5. LAS PARÁBOLAS DE LA ORACIÓN, de Antonio Pitta

6. LA IGLESIA EN ORACIÓN, de monje

7. LA ORACIÓN DE MARÍA Y DE LOS SANTOS, de Catherine Aubin

8. LA ORACIÓN QUE JESÚS NOS ENSEÑÓ: PADRENUESTRO, por Ugo Vanni

Fuente: iubilaeum2025.va

“Año de la Oración”. Fisichella: Resaltar la dimensión espiritual del Jubileo.

Este 23 de enero de 2024, se llevó a cabo en la Oficina de Prensa de la Santa Sede, la rueda de prensa de presentación del “Año de la Oración” en preparación al Jubileo de 2025. Tras la presentación Monseñor Rino Fisichella Pro-Prefecto del Dicasterio para la Evangelización, responsable de la Sección para las Cuestiones Fundamentales de la Evangelización en el Mundo subrayó que el Jubileo es ante todo un evento espiritual y por ello no hay mejor modo de prepararse con la oración.

“El Año de la Oración se enmarca en este contexto para favorecer la relación con el Señor y ofrecer momentos de auténtico descanso espiritual. Un oasis para descansar del estrés cotidiano donde la oración se convierte en alimento para la vida cristiana de fe, esperanza y caridad”, lo dijo Monseñor Rino Fisichella, Pro-Prefecto del Dicasterio para la Evangelización, responsable de la Sección para las Cuestiones Fundamentales de la Evangelización en el Mundo, durante la rueda de prensa de presentación del “Año de la Oración” en preparación al Jubileo de 2025 y de la serie “Apuntes sobre la Oración”, que tuvo lugar este martes 23 de enero de 2024, en la Oficina de Prensa de la Santa Sede.

El Jubileo es un evento espiritual

En la presentación el Pro-Prefecto señaló que, más de 700 personas de Santa Sede participan en diversas funciones, se han realizado alrededor de 200 reuniones e inspecciones, el trabajo de los distintos grupos de trabajo, las mesas redondas con el gobierno italiano y el municipio de Roma; ya se han reunido 208 representantes de las diócesis italianas y 90 representantes de las Conferencias Episcopales de todo el mundo: son sólo algunas de las cifras que demuestran el compromiso constante para organizar los grandes acontecimientos del Jubileo de 2025, cuya preparación está encomendada al Dicasterio para la Evangelización. Además, según un estudio reciente, podrían ser 32 millones de personas, entre ellas un millón y medio de jóvenes, los que llegarían a Roma para esta ocasión. Pero, subraya monseñor Fisichella, el Jubileo no son sólo las grandes obras que conciernen a la ciudad, no es sólo la organización de una serie de acontecimientos, sino es un momento que quiere enriquecer espiritualmente «la vida de la Iglesia y de todo el pueblo de Dios convirtiéndose en un signo concreto de esperanza» y para que así sea verdaderamente hay que prepararlo y vivirlo «en las propias comunidades con ese espíritu» de espera propia de la esperanza cristiana» y el Año de oración 2024 «viene a corresponder plenamente a esta necesidad».

Un Año para resaltar el horizonte espiritual del Jubileo

El Papa Francisco inauguró oficialmente el “Año de oración” el domingo pasado durante el Ángelus, pero, señala el Pro-Prefecto, «ya en la carta del 11 de febrero de 2022 que el Pontífice me dirigió nombrado al Dicasterio para preparar el Jubileo, el Papa Francisco había escrito: ‘ De ahora en adelante Me alegra pensar que el año que precede al acontecimiento jubilar, 2024, podrá estar dedicado a una gran sinfonía de oración. Ante todo, recuperar el deseo de estar en presencia del Señor, escucharlo y adorarlo». Un año, escribió el Papa, «en el que los corazones se abren para recibir la abundancia de la gracia, haciendo el ‘Padre Nuestro’, la oración con la que Jesús nos ha enseñado el programa de vida de cada uno de sus discípulos». Monseñor Fisichella subraya, además: «2024 será, por tanto, un Año de preparación al Jubileo que está a punto de comenzar y un Año durante el cual se perfilará el horizonte espiritual del acontecimiento jubilar que va mucho más allá de cualquier forma necesaria y urgente de organización estructural».

Redescubrir el valor de la oración

«Este no es un Año con iniciativas particulares – precisa Fisichella – sino más bien un momento privilegiado para redescubrir el valor de la oración, la necesidad de la oración diaria en la vida cristiana; cómo orar, y sobre todo cómo educar a orar hoy, en la ‘era de la cultura digital’. Y subraya la necesidad de una verdadera espiritualidad que existe en los hombres y mujeres de hoy. «Hay muchas personas – afirma – que rezan todos los días; quizás, me atrevo a decir, todos rezan. Ninguna estadística podría responder con cifras y porcentajes correctos a este momento tan íntimo de las personas que experimentan la pluriformidad de la oración como un momento completamente personal». El Año de oración se inscribe en este contexto y su celebración está encomendada a cada Iglesia local. El papel del Dicasterio para la Evangelización será apoyar lo previsto por las diócesis «para que la oración de la Iglesia pueda volver a revitalizar y liberar la vida de cada bautizado», poniendo a disposición de todos determinados subsidios, «instrumentos sencillos que en gran medida ya se han implementado diariamente en nuestras comunidades».

Las catequesis del Papa y la serie de la LEV

Entre las ayudas ofrecidas, se encuentran en primer lugar las 38 catequesis que el Papa Francisco pronunció del 6 de mayo de 2020 al 16 de junio de 2021, teniendo en cuenta los distintos momentos de oración, y luego la serie «Apuntes sobre la oración», presentada en la rueda de prensa por Monseñor Graham Bell. Se trata de una iniciativa de LEV, la Editorial Vaticana que, a partir de hoy, publicará una serie de 8 pequeños textos «que profundizan en las diversas dimensiones del acto cristiano de oración», firmados por autores de renombre internacional, editados por el Dicasterio para la Evangelización. El primer volumen disponible en las librerías se titula: Orando hoy. Un desafío que hay que ganar, está escrito por el cardenal Angelo Comastri y lleva el prefacio del Papa Francisco. «Propone – explica monseñor Bell – referencias a la necesidad de que la oración y la enseñanza tengan ‘una mirada diferente y un corazón diferente’, destacando figuras que han dado testimonio de la fecundidad de la oración, como Santa Teresa de Lisieux, San Francisco de Asís y Madre Teresa de Calcuta». La publicación de los otros siete textos se producirá hasta abril. El 6 de mayo, el Papa Francisco hará pública la Bula que anuncia el Jubileo de 2025 y, a partir de esa fecha, se precisa, la Carta Apostólica del Papa estará en el centro de la preparación al Año Santo.

Una «escuela de oración» con el Papa Francisco

Volviendo a la palabra, el Pro-Prefecto anuncia que el propio Papa, durante este año, pondrá en marcha una «Escuela de oración», momentos de encuentro con comunidades y categorías de personas, siguiendo el modelo de los Viernes de la Misericordia vividos durante el Año Santo de la Misericordia, «para orar juntos y comprender algunas formas de oración: de la acción de gracias a la de intercesión; de la contemplativa a la de consolación; de la de adoración a la de súplica…». Y Fisichella concluye citando nuevamente al Papa Francisco, que dijo estar seguro de que «obispos, sacerdotes, diáconos y catequistas encontrarán en este año los modos más adecuados para poner la oración en la base del anuncio de esperanza que el Jubileo 2025 pretende hacer resonar en una época convulsiva».

Conoce más aquí: vaticannews.va

Oración del Jubileo

Padre que estás en el cielo,

la fe que nos has donado en

tu Hijo Jesucristo, nuestro hermano,

y la llama de caridad

infundida en nuestros corazones por el Espíritu Santo,

despierten en nosotros la bienaventurada esperanza

en la venida de tu Reino.

Tu gracia nos transforme

en dedicados cultivadores de las semillas del Evangelio

que fermenten la humanidad y el cosmos,

en espera confiada

de los cielos nuevos y de la tierra nueva,

cuando vencidas las fuerzas del mal,

se manifestará para siempre tu gloria.

La gracia del Jubileo

reavive en nosotros, Peregrinos de Esperanza,

el anhelo de los bienes celestiales

y derrame en el mundo entero

la alegría y la paz

de nuestro Redentor.

A ti, Dios bendito eternamente,

sea la alabanza y la gloria por los siglos.

Amén.

firma-francesco.png

Loading

Comparte
SHARE
Sacerdote católico y agustino (OSA). Pedagogo, educador, evangelizador digital. Aljaraque (Huelva) España. Educación: Universidad Pontificia Comillas.
View Website
ENTRADAS RELACIONADAS
Orar con María en tiempos de pandemia. Recursos para orar en familia.
Red Mundial de Oración del Papa
Evangelii Gaudium: Décimo Aniversario. Exhortación Apostólica de Francisco.

Deja tu comentario

*