Adultos Misión

X Jornadas de Pastoral en Toledo 2022: «la vocación laical».

Comparte

La alegría de caminar juntos. Lema: «Ser fiel laico en el momento presente: vocación, identidad y misión».

Video de la ponencia «La vocación laical».

Las Jornadas de Pastoral se desarrollaron el 7 y 8 de enero de 2022. La primera ponencia estuvo a cargo de Carlos Manuel Escribano Subías, Arzobispo de Zaragoza y Presidente de la Comisión Episcopal para los Laicos, Familia y Vida de la Conferencia Episcopal Española. Fue miembro de la Comisión Ejecutiva del Congreso de Laicos y ha sido Obispo-consiliario de Acción Católica General y de Manos Unidas.

Este evento forma parte de la propuesta del Curso pastoral diocesano 2021-2022, que está centrado en la vocación laical como auténtica vocación a la que Dios llama a los fieles laicos, y pretende impulsar en la Archidiócesis las propuestas planteadas desde el Congreso de Laicos y en el marco del Sínodo de la Iglesia Universal sobre la sinodalidad.

Ponentes

Carlos Manuel Escribano, expuso la primera ponencia sobre el sentido y alcance de la vocación laical; el sábado, 8 de enero, Carmen Peña García, consultora del Dicasterio de Laicos, Familia y Vida del Vaticano, reflexionó sobre la identidad de los fieles laicos; y Eva Fernández Huéscar, periodista y corresponsal de Cope en Italia y el Vaticano, profundizó en la misión que estos tienen encomendada.

Fuente: architoledo.org

Programa Jornadas de Pastoral en formato PDF: pinchando aquí.

Entradas relacionadas en esta web

Congreso de Laicos 2020 en España: «Pueblo de Dios en salida».

«Sin miedo a patear las calles y tocar las heridas de la gente». Congreso de Laicos.

Congreso Nacional de Laicos 2020. «Pueblo de Dios en salida». Formación.

 29 visualizaciones totales,  2 visto hoy

Comparte
SHARE
ENTRADAS RELACIONADAS
La santidad del siglo XXI va a ser la santidad de los laicos. Jacques Philippe
Jornada de la Infancia Misionera. 16 enero 2022. La gran fiesta misionera de los niños.
Confirmaciones de Adultos en Aljaraque, Huelva. ¡Gracias, Espíritu Santo!

Deja tu comentario

*