Jóvenes

Hakuna cumple 10 años. ¿Qué relación tiene con las realidades de la Iglesia?

Comparte

‘No tenemos que entendernos; tenemos que amarnos’.

El sacerdote iniciador del movimiento, José Pedro Manglano, explica en qué punto se encuentra Hakuna y su relación con las diferentes realidades de la Iglesia.

Hakuna es una familia eucarística. Así se lo dijo el papa Francisco al iniciador del movimiento, el sacerdote José Pedro Manglano en 2017. Ese mismo año se oficializó esta realidad eclesial, nacida en España, aunque se puso en marcha mucho antes: en 2013, en la JMJ de Río de Janeiro.

P. JOSÉ PEDRO MANGLANO, Sacerdote iniciador de HAKUNA
Son como grupos, pequeñas comunidades cristianas que viven, y así definimos a veces el carisma: “Vivir la alegría de seguir a Cristo”.
En esta vida de Hakuna, tienen un protagonismo nuclear, podríamos decir fontal, como que es fuente, los encuentros eucarísticos, que se expresan en la Eucaristía, en la misa, y que se expresan de un modo muy concreto en las adoraciones, que llamamos horas santas.

Uno de los ejes centrales del carisma de Hakuna son las horas santas, que congregan cada semana a cientos de jóvenes, sobre todo, universitarios, en distintas ciudades del mundo. Consisten en una charla impartida por un sacerdote o un invitado y, después, un rato de adoración.

En cuanto a cómo se constituyen, oficialmente son una Asociación Privada de Fieles, aprobada en la Diócesis de Madrid, aunque con presencia en 30 países entre Europa, Asia y América. Con este estatus jurídico, Manglano explica cómo entra Hakuna en las parroquias.

P. JOSÉ PEDRO MANGLANO, Sacerdote iniciador de HAKUNA
Nosotros entendemos que un carisma es un carisma y una parroquia es una parroquia, pero que estamos al servicio unos de otros y otros de unos. Nosotros las adoraciones, las horas santas, los grupos se reúnen para rezar en algún templo, habitualmente son parroquias, y en esos entornos nos ponemos a disposición del párroco para lo que haga falta, para ayudarle en las cosas que, de acuerdo al carisma, pero que son necesidades o deseos del párroco. Y, por otro lado, no empezamos en ningún país sin haber hablado antes con el obispo.

En cuanto a la relación de Hakuna con otras realidades u órdenes religiosas, Manglano señala que es imprescindible que exista un ecumenismo intraeclesial, es decir, fomentar la unión entre los que conforman la Iglesia. Pero esto no quiere decir que deba existir un entendimiento por parte de todos del carisma de cada uno.

P. JOSÉ PEDRO MANGLANO, Sacerdote iniciador de HAKUNA
Qué más da si yo tengo un carisma u otro, pues seguramente no entenderé más que el mío porque, realmente, un carisma no es una noción intelectual, sino que el alma que vibra con un don del Espíritu. Entonces, no hace falta entendernos. Lo que sí hace falta es querernos y decir: “Tengo algo pendiente porque todavía no sé apreciar la riqueza de lo que el Espíritu Santo ha querido decir con este otro carisma, pero no me pongo de juez del carisma del de enfrente, sino que pido a Dios que me dé la sensibilidad para aprender lo que él ha querido dar a la Iglesia a través de ese otro carisma”.

Uno de los pilares del movimiento, aunque no se incluye en los estatutos, es la banda Hakuna Group Music. Sus temas han llegado incluso a las casi seis millones de escuchas en Spotify. Para Manglano, son una de las bases fundamentales y vértebra del carisma, no un adorno.

P. JOSÉ PEDRO MANGLANO, Sacerdote iniciador de HAKUNA
Lo importante no es querer hacer una canción, sino que lo importante es contar al mundo algo o querer cantar al mundo algo, pero tiene que haber un algo previo, una experiencia, una vida, una oración.
Y dentro de los estatutos no figura, pero dentro del libro de carisma -ha salido un libro en el que recoge el carisma de Hakuna- una parte importante de la espiritualidad es la música. La música como un modo de rezar y también de conformar el alma.

Actualmente Hakuna es una realidad en expansión. Es una de las pocos movimientos católicos que está consiguiendo atraer a la gente joven en países secularizados como España, donde la práctica religiosa se está reduciendo.

Fuente: romereports.com

La verdad sobre Hakuna: hablamos en TRECE con su fundador, José Pedro Manglano

Es la nueva realidad eclesial de la que todo el mundo habla. Una auténtica revolución de la fe que acaba de cumplir 10 años y se está extendiendo rápidamente por todo el mundo.

Está en boca de todos y es un imán para los jóvenes católicos. Pero también para los alejados de la Iglesia. Hakuna es la nueva realidad eclesial que ha irrumpido con una fuerza inusitada en España y que poco a poco está llegando a todo el mundo. Su mayor riqueza: la alegría con la que sus miembros viven la fe gracias a las Horas Santas y a una música que ha sabido conectar con todo tipo de público.

José Pedro Manglano es su fundador o iniciador y ha visitado el plató del programa ‘Ecclesia’ en TRECE. «Hakuna son grupos de cristianos que juntos siguen a Cristo», así ha querido definir Manglano esta realidad, que bebe mucho de la Eucaristía, porque «cuando nosotros nos ponemos delante de Cristo y comulgamos a Cristo, Él hace que seamos uno».

Las claves del «éxito» de Hakuna

Unas 12.000 personas se congregaron el pasado 16 de septiembre en el Palacio Vistalegre para cantar los temas de Hakuna Group Music, que el próximo 6 de enero llenará también el WiZink Center. Pero José Pedro Manglano no se ha visto «abrumado por el éxito», porque, tal y como ha asegurado, «no existe ese éxito. Sí en términos de números, pero eso no me importa”. Manglano ha puesto de manifiesto que “el éxito está en el corazón en el que vence Cristo”.

La JMJ de Río, «el germen de algo nuevo»

Todo comenzó en la Jornada Mundial de la Juventud de Río de Janeiro, en 2013, y la famosa invitación del Papa Francisco a los jóvenes a ‘hacer lío’. «Les propuse ir a la JMJ a varios universitarios. Iba a ir con 15 y al final fuimos 100″, recuerda el sacerdote, quien sin embargo asegura que «no teníamos ninguna noción de que allí estuviésemos viviendo el germen de algo nuevo». Mirando atrás, ‘Josepe’ (como le llaman los miembros de Hakuna) cree que «fue a la vuelta cuando nos dimos cuenta de que había sido un viaje formidable. Muy normal, pero muy extraordinario». Los frutos comenzaron ya en la primera Hora Santa posterior a la JMJ, a la que acudieron unas 700 personas: «Había un gran deseo de compartir lo que habíamos vivido todos».

10 años dando fruto

«Siempre la acción de Dios está encarnada. Encarna, pero no destruye», ha contestado Manglano, al ser preguntado por su papel dentro de este nuevo carisma. También se ha mostrado agradecido a Dios por estos 10 años, en los que se ha dado cuenta de que «todo es de Dios y es todo de uno, porque cuando uno se abre a Dios, no quita nada, pero a la vez lo da todo», ha explicado a Álvaro de Juana en TRECE.

Hace tan sólo unas semanas, Hakuna Group Music dio a conocer el tema ‘Capricho’, y José Pedro Manglano ha querido contar cómo surgió y por qué resume esta década de presencia de Hakuna en la sociedad: «Varios chavales me dijeron de hacer una canción para estos diez años, y me venía la palabra ‘capricho’, porque me parece que es un capricho de Dios. Pero un capricho del Omnipotente tiene mucha fuerza».

Durante el programa, el fundador ha escuchado testimonios recogidos por el equipo de ‘Ecclesia’ en los que algunos jóvenes contaban cómo Hakuna les ha cambiado la vida. Manglano se ha mostrado sorprendido, porque «es la belleza de seguir a Cristo». Además, la realidad de este grupo de jóvenes le recuerda a las primeras comunidades cristianas: «supongo que vivirían así, disfrutando de un Cristo que ha vencido el odio y la muerte, y nos ha liberado de muchas cadenas».

Un lenguaje y una estética diferentes

Hakuna ha revolucionado el mundo de la pastoral juvenil. Tanto es así, que hasta la forma de llamar a sus actividades tiene un lenguaje propio y es muy llamativa: ‘Revolcaderos’ (grupos de formación), ‘Compartiriados’ (voluntariados), ‘Pringados’ (la propia gente que pertenece a Hakuna), y así una innumerable lista de palabras nuevas. Manglano lo ha querido explicar, asegurando que «si tú vas a hacer unos días de retiro, ejercicios espirituales… cada uno tiene su identidad, pero cuando vas a hacer algo y le vas a dar otro aire es justo, tanto para el que va a ir como la persona que lo va a hacer, que sepa que va a algo nuevo».

Las ‘Horas Santas’, el sello de identidad de Hakuna

Las exposiciones del Santísimo, más conocidas como Horas Santas, son el momento central de todos los grupos de esta realidad. «Es lo más sencillo del mundo», ha afirmado Manglano, que resume las de Hakuna con dos elementos: «la palabra de Dios y el silencio». Un silencio que viene acompañado de sus canciones, que tan famosas han hecho a este carisma, y que, en palabras de su iniciador, «tienen mucha raíz del Evangelio, porque nos gusta que la palabra de Dios resuene». En cuanto al silencio, José Pedro ha subrayado cómo, durante las Horas Santas «nadie se mueve, y cuando salen la revolución que ha sucedido en esos interiores es brutal y cambia vidas».

Hakuna “senior”

Aunque esta realidad eclesial se centra en los jóvenes, Manglano ha reconocido que “los adultos llegaron más tarde, al ver a los hijos”. La misión, para el sacerdote, es la misma, ya que “el carisma de Hakuna es vivir la alegría de seguir a Cristo, pero como decía Santa Teresa de Calcuta, la alegría nueva”, por lo que “Jesús hace nueva la edad adulta, la ancianidad, la vejez…”. «Ayer me encontré con un hombre, -ha continuado relatando Manglano- que no quería seguir viviendo, y conoció Hakuna hace dos años, y me dijo que había vuelto a vivir».

«En Hakuna todo es muy libre y la mayor parte de las iniciativas surgen de la base»

Hakuna ha participado en el Sínodo de la Sinodalidad, propuesto por el Papa Francisco, y sobre este tema, José Pedro ha afirmado que “la sinodalidad, como inspiración está muy presente, porque todo es muy entre todos. Los que coordinan las distintas cosas son muy temporales». En este sentido, Manglano ve que en Hakuna “todo es muy libre y muy confiado, y la mayor parte de las iniciativas surgen de la base».

Para terminar, el sacerdote se ha referido a su encuentro con el Santo Padre, que mantuvo hace unos días. “Como nacimos al inicio del pontificado, yo le dije que hemos ido aplicando todo lo que ha ido diciendo en cada momento: la libertad, no hacer proselitismo, el contagio, volcarse con las personas que sufren… y le quería decir que funciona». «Si se vive la ruta que ha marcado, se vive la alegría de la fe». Un encuentro en el que el Papa Francisco “estuvo muy cariñoso y bromista”. «Me llama la atención la paz y el buen humor que tiene, y también lo mucho que sabe sobre Hakuna», ha concluido sobre esta audiencia con el Santo Padre que le dio mucho cariño y empuje para continuar su labor con los jóvenes.

Fuente: cope.es – Carlos de Arteaga – 24 sept. 2023.

Haciéndote preguntas

“El Papa Francisco nos hizo una súplica: no aflojar” (versión completa) – Don José Pedro Manglano, sacerdote y fundador de Hakuna, el grupo católico que arrasa entre los jóvenes, y hoy viene a ‘Haciéndote Preguntas’ para hablarnos de los detalles y carismas propios de este movimiento.

«Cara a cara» con José Pedro Manglano, iniciador de Hakuna

Lo importante no es querer hacer una canción, sino que lo importante es contar al mundo algo o querer cantar al mundo algo, pero tiene que haber un algo previo, una experiencia, una vida, una oración.

Loading

Comparte
SHARE
Sacerdote católico y agustino (OSA). Pedagogo, educador, evangelizador digital. Aljaraque (Huelva) España. Educación: Universidad Pontificia Comillas.
View Website
ENTRADAS RELACIONADAS
Festival Vocacional Samuel. Encuentro de música y oración para ser uno mismo.
Votos de castidad, pobreza y obediencia. Dejar espacio a Dios. Se trata de amar.
El lugar del Encuentro, la Aventura del Amor. Propuesta para los jóvenes de hoy.

Deja tu comentario

*